¡Las hamburguesas vegetales no pueden estar más de moda y yo soy adicta a ellas! Y es que aunque en casa comemos de todo, cada vez somos más conscientes de la importancia de rebajar el consumo de carne tanto para nuestra salud como para el medio ambiente (la ganadería es responsable del 18% de las emisiones de los gases que provocan el efecto invernadero, y junto con el sector de la energía y del transporte es una de las principales responsables del cambio climático).

Pero no nos pongamos demasiado transcendentales (¡aunque el tema es peliagudo!) y vamos a lo que os ha traído hasta aquí: la receta de unas hamburguesas o tortitas de berenjena rápidas, sencillas y llenas de sabor. Y es que ya sean solas, acompañadas de una ensalada o en un panecillo de hamburguesa, os aseguro que son una opción perfecta para sustituir a las clásicas burguers y ¡se hacen en un abrir y cerrar de ojos!

La idea la tomé de Tere Las Maria Cocinillas. Le vi una receta en su cuenta de Instagram de tortitas de calabacín, pero a mi el calabacín no me gusta demasiado. En la nevera tenía unas berenjenas preciosas que estaban deseando ser cocinadas y lo demás… ¡Lo demás te lo cuento en esta receta!

 

Ingredientes para unas 8 hamburguesas de berenjena rápidas

  • 1 berenjena grande
  • 1 huevo M
  • comino, sal, pimienta, orégano y pimentón dulce o picante (según nos gusten picantes o no)
  • un puñadito de piñones
  • un par de cucharadas soperas de queso parmesano rallado
  • pan rallado o harina de avena para ligar y darle cuerpo a la masa

 

tortitas de berenjena rápidas

 

¿Cómo las hacemos?

Comenzamos lavando las berenjenas y picándolas en trocitos pequeños con la piel y todo. Si vamos sin prisas, lo ideal es cortarlas en rodajas y espolvorearlas con sal para después dejarlas reposar una media horita y que suden (esto les quitará amargor).

Si vamos con prisas, podemos saltarnos el paso y picarlas directamente, aunque yo prefiero que suden un poco antes.

Una vez hayan sudado las secamos con papel de cocina y las picamos para continuar con la receta.

En un bol pondremos la berenjena picadita y el resto de ingredientes. Para que la masa amalgame un poco y las tortitas no se nos deshagan al pasarlas por la plancha añadiremos pan rallado o harina de avena (copos de avena triturados hasta reducir a harina). Yo uso pan rallado y lo añado un poco a ojo, es decir, voy añadiendo el pan rallado a cucharadas y viendo la textura que va cogiendo la masa. ¡No añadas demasiado o te quedarán poco jugosas y les quitarás la gracia!

Una vez tengamos la masa lista sólo tenemos que formar las tortitas y pasarlas por la plancha.

 

¡A la plancha con las tortitas de berenjena!

El truco para trabajarlas y cocinarlas bien sin que se nos deshagan es usar una buena plancha antiadherente y rociarla con unas gotitas de aceite de oliva virgen extra.

Ponemos las gotitas de aceite en la plancha y vamos disponiendo en la plancha bien caliente las burguers.

El único momento crítico es el de darles la vuelta la primera vez: ayúdate de una espátula o de un utensilio similar y dale la vuelta con un movimiento rápido. Puede que se desmonte un poquito, recompón la tortita y sigue cocinando. Ya verás como darle la segunda vuelta es coser y cantar.

Ve cocinando las tortitas de berenjena rápidas y dales un par de vueltas por cada lado hasta que las veas que cogen un colorcito dorado.

 

Sugerencias

Sírvelas como si de unas hamburguesas tradicionales se tratara, con su lechuga, su pan con sésamo tostadito… o si prefieres una opción más ligera disfrútalas con una ensalada de tomate, añade un huevo poché como acompañamiento y serán un plato de escándalo! Y si no… ya me lo contarás!

Te dejo el vídeo del cómo se hacen para que no te pierdas detalle y lo tengas todo mucho más claro a la hora de hacer tus tortitas de berenjena rápidas.

¿Te has quedado con ganas de más hamburguesas vegetales? ¡No te pierdas las mini hamburguesitas de lentejas!

Pin It on Pinterest